Lunes, 24 de julio de 2006
Por favor, Prozac, d?jame llorar un ratito, descorchar este tap?n que acaba de form?rseme, lanzarme a las cataratas para aliviarme del sudor de esta repentina angustia. Hay golpes en la vida tan fuertes... Y ya es tarde, por qu? para m? no hay concesiones, por qu? el perd?n dej? de ser prosaico, diario, accesible. Qu? castigo tan desmedido por ser as? de descuidada. La culpa se propaga abrasando un interrregno que jam?s debi? ser desolado y la mala suerte se marca entonces de nuevo en la palma de mi mano. Peque?a inconsciente: jugaste a alcanzar la paz con heridas inmaduras y todav?a abiertas.
Publicado por Bohemk @ 11:20  | Boh?mktika
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios