S?bado, 14 de mayo de 2005
De haber sabido antes que todo pasa, no habr?a vertido mi sangre sobre el ma?ana, no habr?a invocado al pante?n de los dioses para que se llevasen mi cuerpo al lugar m?s alejado de la tierra, all? donde ni una leve brisa me rozase para hacerme saber que seguir? temblando y que esa misma r?faga tambi?n a ?l le habr?a rozado.

De haber sabido- con esta suavidad de certeza que deja en los labios la experiencia- que todo pasa, no habr?a ofrecido mis venas a los filos, no habr?a derrumbado mi sonrisa en cada golpe de recuerdo, no me habr?a negado al cosquilleo de sentir bajo el abrazo de otros nombres, no habr?a escrito mi epitafio con una mano enajenada por su sombra.

De haber sabido que todo pasa, que tanto la delicia como el dolor se van erosionando con el soplo de los d?as, que van perdiendo la fuerza con la que violan nuestros cuerpos, que se agotan mucho antes que el aliento y que, poco a poco, se van olvidando de nosotros, escap?ndose como un enfermo que va perdiendo la memoria, abandonando nuestras vidas como un amante ingrato. De haberlo sabido, habr?a desplegado antes las s?banas que hoy me arropan durante el sue?o, s?banas de calma, esperanza y deseo, en un lecho que ya no llora su hueco, que no teme la zanja que hizo del colch?n un nicho.


Boh?mk
Publicado por Bohemk @ 9:49  | Boh?mktika
Comentarios (0)  | Enviar
Comentarios